Reconocimiento al deporte femenino de élite por una temporada de ensueño

El deporte femenino donostiarra ha vuelto a dar grandes alegrías a Donostia / San Sebastián una temporada más. El Ayuntamiento de Donostia / San Sebastián ha reconocido esta tarde el trabajo realizado a lo largo de toda la temporada a los ocho clubs que compiten en categorías de élite. Un trabajo que, en opinión del alcalde de Donostia / San Sebastián, Eneko Goia, “lleva haciéndose muchos años, desde la base, lo que ha llevado a la ciudad a ser un referente, en números absolutos, al ser la segunda ciudad con más equipos femeninos deportivos en la élite de sus disciplina, y la primera si tenermos en cuenta la relación de número de equipos por población”.

El acto ha tenido lugar en el auditorio del Estadio de Anoeta en el que, junto al alcalde donostiarra, han participado representantes de la corporación municipal y de los ocho equipos femeninos de élite que existen en la ciudad: Real Sociedad de fútbol y hockey, Club de Hockey Hielo Txuri Urdin, Txuri Berri Curling, Club Gimnasia Rítmica Donosti, Super Amara Bera Bera, IDK Euskotren y la sección de atletismo del Atlético San Sebastián.

Las representantes de los clubs han recibido de manos del alcalde y los representantes de los grupos municipales un ejemplar de cerezo, que dentro de unos meses se plantará en un lugar cercano al Estadio de Anoeta “que servirá como lugar de reconocimiento y simbolizará la fuerza del deporte femenino, que está marcando un hito en la historia, no sólo del deporte de esta ciudad, sino de algo más amplio y más complejo, como es la igualdad real y efectiva” ha señañado Eneko Goia.

El acto ha finalizado con una foto de todas las representantes de los distintos clubs, mostrando la fortaleza que el deporte femenino tiene en la ciudad. El alcalde de Donostia / San Sebastián ha subrayado que “sois el ejemplo y el espejo para muchas niñas que sueñan y anhelan conseguir en un futuro logros como los que habéis conseguido vosotroas o incluso mayores. Estáis haciendo historia. Zorionak!”.