La Diputación renueva su compromiso con la eliminación de la violencia contra las mujeres

El Consejo de Diputados ha aprobado una declaración institucional con motivo de la celebración mañana del Día Internacional para la eliminación de la violencia contra las mujeres, donde renueva el compromiso de la Diputación de Gipuzkoa con seguir trabajando en este ámbito. «Desgraciadamente, la violencia contra las mujeres es una de las vulneraciones de derechos humanos más extendidas, más duraderas y más destructivas del mundo actual, también en nuestra sociedad», ha dicho la portavoz foral Eider Mendoza. «Con motivo de este día, la Diputación Foral de Gipuzkoa condena con toda rotundidad que toda violencia sexista, ya sea física, psicológica, sexual o simbólica, se produzca en el ámbito en el que se produzca: entorno de pareja, familia, ocio, trabajo, deporte, y redes sociales, entre otros», ha señalado.

La responsable foral ha comparecido esta mañana ante los medios de comunicación para dar cuenta de las decisiones que se han tomado en el Consejo de Diputados de esta semana. Mendoza ha recordado que, teniendo en cuenta el compromiso de construir una sociedad basada en la igualdad, la Diputación Foral de Gipuzkoa ha aprobado recientemente el III Plan foral para la Igualdad de Mujeres y Hombres. Dicho plan recoge el compromiso de seguir luchando con firmeza contra la violencia machista. «Este trabajo, en medio de la crisis generada por el COVID-19, cobra más fuerza, si cabe, ante la vulnerabilidad de muchas mujeres que afrontan esta violencia en situaciones de mayor soledad y aislamiento. Todas estas mujeres deben saber más que nunca que las instituciones y toda la sociedad estamos con ellas para ayudarles en todo momento», ha señalado, explicando lo que recoge la declaración institucional.

En este ámbito, Mendoza ha dicho que la Diputación Foral de Gipuzkoa se compromete a seguir impulsando políticas valientes para hacer frente a la violencia contra las mujeres y a las causas que la provocan. Entre estos compromisos, ha citado los siguientes: el impuso de la investigación sobre las características de la violencia contra las mujeres en diferentes ámbitos, la mejora en la recogida de información sobre esta violencia y su comunicación a diferentes agentes, incluida la ciudadanía; el avance en la sensibilización, prevención y formación en violencia machista; la constante mejora del modelo de atención a la violencia machista y la profundización en el derecho a la reparación del daño que se reconoce en el Convenio de Estambul a las víctimas de esta violencia; apoyar la dimensión comunitaria en el apoyo a las mujeres ante la violencia machista, aumentando la coordinación con los grupos feministas y grupos de mujeres que trabajan en favor de la igualdad; y la coordinación entre las instituciones como vía para una atención a la violencia en Gipuzkoa más integral, eficaz y de calidad.

«La Diputación Foral de Gipuzkoa defiende que es el momento de cambiar las cosas y que, para ello, es fundamental identificar estas situaciones como situaciones de violencia, es decir, una parte de la violencia machista que contribuye a mantener las desigualdades entre hombres y mujeres. Porque si las identificamos así, no podremos seguir justificándolas. Y eso será un gran paso en la construcción de una sociedad más justa e igualitaria», ha dicho Mendoza. Además, y en referencia a la reciente campaña de comunicación presentada por la Diputación Foral de Gipuzkoa, ha animado a la ciudadanía a no formar parte de la audiencia ante cualquier caso de violencia machista. «Cada una de nosotras y nosotros debe asumir un compromiso individual y colectivo para erradicar de nuestra sociedad la violencia contra las mujeres», ha dicho.

Mendoza ha explicado que, debido a la actual situación de pandemia, este año no se organizarán las movilizaciones habituales el 25 de noviembre. «Sin embargo, la Diputación Foral de Gipuzkoa quiere invitar a la ciudadanía a mostrar su rechazo a las desigualdades entre hombres y mujeres y a participar en las iniciativas que se organicen, respetando siempre las normas y restricciones impuestas para frenar la expansión del COVID-19», ha destacado.